Eleva tu autoestima para lograr el éxito en los negocios

autoestima-para-lograr-el-exito-en-los-negocios

La autoestima y el éxito en los negocios pueden parecer dos temas no relacionados. Sin embargo, en realidad, están más profundamente conectados de lo que la mayoría de la gente cree. Tener éxito en los negocios cuando se tiene un bajo sentido de la autoestima puede ser un desafío desalentador y formidable.

Es posible que dudes de ti mismo y de tus capacidades. Puede tener un complejo de inferioridad y sentir que no es digno de tener éxito. Puede que seas tímido a la hora de vender o exponerte en el mercado porque temes ser juzgado.

Una baja autoestima te pondrá la zancadilla y te frenará... y lo peor de todo será que te estás saboteando a ti mismo y no puedes evitarlo. ¿O sí?

La buena noticia es que la baja autoestima puede arreglarse. No será fácil y llevará tiempo, pero se puede hacer si lo enfocas de forma proactiva.

Sigue estas recomendaciones para aumentar tu Autoestima

1.- Empezar un diario de éxitos

El primer paso que debes dar es tomar conciencia de lo mucho que has ganado en la vida. Nadie es un perdedor toda su vida. Profundiza y pregúntate cuándo has ganado en algo.

¿Ha habido momentos en los que has logrado un objetivo? ¿Alguna vez has demostrado que los detractores estaban equivocados? ¿Qué cumplidos has recibido de los demás que te han hecho sentir bien?

Escríbelo todo en tu diario. Lo que estás haciendo ahora es crear un "banco de bienestar" del que puedes sacar cuando te sientas deprimido y desanimado. Cuando sepas que has tenido éxito antes, sabrás que el éxito futuro es posible.

2.- Deja de juzgar

Esta es una de las peores actitudes que se pueden tener y, sin embargo, está tan extendida en la sociedad. Juzgamos a los demás con dureza, y nos juzgamos a nosotros mismos de forma aún más estricta. Esta actitud juzgadora que llevamos constantemente con nosotros añade un sabor astringente a nuestra visión del mundo.

Nos hace estar descontentos, infelices, agresivos y santurrones. Si quieres mejorar tu autoestima, deja de juzgar.

En su lugar, trabaja en mejorar tu situación y a ti mismo. Deja que los demás hagan lo suyo. No todo requiere una opinión o una respuesta por tu parte, especialmente cuando es negativa y desempoderadora.

3.-Sé amable contigo mismo

Dedícate al autocuidado de vez en cuando. Si estás trabajando demasiado, tómate un día de descanso. La presión puede convertir el carbón en diamantes, pero también en polvo.

Se ha observado que las personas en sociedades muy competitivas tienden a desarrollar una baja autoestima con el tiempo. Están tan ocupados comparándose con los demás que se sienten perdedores cuando no les va bien con la competencia.

El verdadero éxito significa encontrar tu propio camino y ser el mejor tú que puedas ser. Si lo haces, serás la personificación del éxito y una leyenda por derecho propio. Las personas verdaderamente exitosas sólo se centran en superar sus marcas personales.

Deja de comparar tus habilidades, posesiones, etc. con lo que tienen los demás. Sé amable contigo mismo y ten claro que estás dando lo mejor de ti.

4.- Practica la atención plena

Al principio, cuando intentas aumentar tu autoestima, puedes caer en viejos patrones de pensamientos negativos y en un estado mental perjudicial. Di inmediatamente: "¡Para!" en voz alta.

Esto transformará tu estado. Puede parecer una práctica extraña, pero funciona. Detenerte a mitad de pensamiento evitará que te entregues a la negatividad durante demasiado tiempo.

Ahora puedes decir algunas afirmaciones para reforzar tu confianza en ti mismo. Con el tiempo, te volverás más positivo y tendrás más fe en tus capacidades.

5.- Entierra el pasado

Los errores del pasado, los remordimientos, el tiempo que perdiste, el comportamiento negativo que mostraste y todos tus defectos anteriores deben ser enterrados.

Todos somos humanos y te mereces una segunda oportunidad. Así que deja a un lado tu equipaje y tu carga y respira hondo. Tú no eres tu pasado. Puedes hacerlo mejor.

Ahora ten fe y hazlo mejor. Recuerda la cita de Lao Tzu: "Cuando suelto lo que soy, me convierto en lo que podría ser".

En conclusión, es importante recordar que puedes hacer todo lo que te propongas y que sólo te mereces lo mejor. Olvida los errores y las limitaciones del pasado.

Cree en ti mismo y trabaja para alcanzar pequeñas metas. Cuanto más consigas, mejor será tu autoestima. El éxito te servirá de punto de referencia para tener fe.

Entonces, sólo es cuestión de ir de una victoria a otra sin perder el optimismo, sin importar el reto que se presente. Así es como se eleva la autoestima... y se puede hacer. Hazlo hoy mismo.